El proyecto presentado por la primera Corporación carece de algunos puntos
fundamentales como la red de abastecimiento, pluviales, alumbrado público o la
eliminación arbitraria de algunos árboles de la plaza

El Ayuntamiento de Arrecife, que preside Astrid
Pérez, ha vuelto a remitir al Cabildo de Lanzarote el proyecto de la restauración de la
Plaza Las Palmas, dado que presenta varias deficiencias que precisan de subsanación
por parte de la primera Corporación.


En concreto, vista la “Separata de Jardinería” del proyecto de restauración de la Plaza
Las Palmas, vistos los informes realizados por las áreas de Transporte y Movilidad,
Parques y Jardines y Obras Públicas, el proyecto carece, principalmente, de una obra
de abastecimiento, saneamiento y de pluviales.


“No es entendible que, ya que se va a realizar una obra de este calado, no se
contemplen intervenciones para pluviales, algo tan importante en una zona que suele
sufrir inundaciones cuando llueve”, señala el concejal de Urbanismo, Eduardo Placeres.
Asimismo, el proyecto carece de una señalización viaria completa, y tampoco presenta
una documentación gráfica ni escrita de la red de alumbrado público, aunque sí hace
alusión a la intención de incorporar mobiliario urbano fabricado exclusivamente para
este entorno, detalle que será valorado una vez se presente el proyecto de ejecución.
El proyecto presentado por el Cabildo de Lanzarote tampoco presenta la
documentación técnica sobre las características de los materiales y el firme que se
pretende instalar en la plaza, algo que también debería de ser fundamental para
valorar cómo quedara este lugar emblemático de la ciudad.


Tampoco se especifica el cuadro de precios descompuesto, ni capítulo de presupuesto
y sus mediciones, elementos fundamentales para poder informar sobre la Justificación
de Precios en base a la Ley establecida.


“Demostramos una vez más la intencionalidad del Ayuntamiento en que se reforme
por fin la Plaza Las Palmas, y a su vez se evidencia la falta de rigor y de seriedad por
parte del Cabildo de Lanzarote”, apunta por su parte la alcaldesa, Astrid Pérez.

El proyecto elimina parterres y árboles sin un criterio de preferencia
Otro de los grandes inconvenientes que tiene el proyecto presentado por el Cabildo de
Lanzarote es que precisa la aclaración y la justificación para restaurar totalmente
alguno de los parterres de la plaza, mientras que otros no.


“No entendemos bajo qué criterio quitan y colocan macetas, porque no se especifica, y
porque tampoco tiene una base técnica”, añade el edil de Urbanismo, Eduardo
Placeres.


Además, el proyecto contempla la retirada de un árbol de la especia Causaria, un árbol
centenario que se ha convertido en un emblema de la Plaza Las Palmas, mientras que
sí contempla la conservación de otros tres árboles del lugar.


“Debe de existir una justificación técnica que aclare por qué el Cabildo de Lanzarote
pretende eliminar un árbol centenario, sin tan siquiera valorar una posible reubicación
del mismo”, asevera Eduardo Placeres.


Por todo ello, el Cabildo de Lanzarote deberá de justificar y aclarar esta separata de
jardinería, ya que como se expone en la ordenanza municipal de jardinería, en el
artículo 27, “en las actuaciones urbanas de carácter permanente como creación de
paseos, plazoletas, pasos, etc., en zonas donde existen ya especies arbóreas, se cuidará
al máximo que además de respetarlas se dote a los árboles con alcorques de
suficientes dimensiones para que puedan seguir desarrollándose”.


Además, la primera Corporación también deberá resolver el criterio utilizado para
restaurar el Aljibe que existe bajo la Plaza Las Palmas, ya que obvian la recomendación
de no retirar las raíces del Aljible.


“Esperamos y deseamos que el Cabildo de Lanzarote subsane por fin estos errores,
para que los vecinos puedan disfrutar de una renovada Plaza Las Palmas”, concluye la
alcaldesa de Arrecife, Astrid Pérez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *